jueves, 20 de agosto de 2009

Microsoft, Sony y la pelea por el control del entretenimiento

La Xbox 360 y la PlayStation 3 están trabadas en una pelea por el control del entretenimiento familiar más allá de los videojuegos, lucha que dejó de ser un juego y se intensifica con la creciente popularidad de la distribución digital en los EEUU

Los dos rivales tienen decenas de millones de usuarios, lo que los ubica muy bien para capitalizarlos si una masa crítica de consumidores comienza a interesarse por un "centro de entretenimiento digital" único que ofrezca un menú de medios, incluidas películas, programas de televisión, música y juegos.

El centro integrado ha sido por años considerado como el futuro del entretenimiento en el hogar, pero los consumidores han sido lentos para el cambio, y siguen optando por reproducir sus contenidos en una variedad de dispositivos.

Aunque analistas advierten que aún el juego está en una etapa inicial, dicen que Microsoft, que comenzó cuatro años antes, está superando a Sony, con ingresos constantes de suscriptores pagos y un variada serie de acuerdos de contenidos, incluidos socios como Netflix y Facebook.

Aunque las empresas no dieron cifras sobre ventas de sus redes de entretenimiento -Xbox Live y la PlayStation Network (PSN)- el analista de EEDAR Jesse Divnich dijo que las ventas más que se duplicaron en lo que va del año. Espera que sus ingresos combinados superen los 1.000 millones de dólares en el 2009, y Microsoft está bien por delante.

"Estamos viendo que los sistemas de videojuegos tratan de tomar el control de nuestras salas ofreciendo todos los diferentes servicios y necesidades de entretenimiento que tengamos, todo en una caja", sostuvo.

La Xbox Live y la PSN ofrecen ambas películas, programas y videos, además de las descargas de juegos. Ninguna ofrece descargas de música, aunque los usuarios pueden reproducir las canciones de sus bibliotecas.

Los miembros de Xbox Live Gold pagan 50 dólares al año por los productos adicionales, incluido juegos en línea para una variedad de jugadores y el acceso a Netflix. PSN ofrece juegos en línea gratis.

Pero Microsoft ha amasado durante años un grupo de jugadores dedicados, dijo el analista de Wedbush Morgan, Michael Pachter, quien estima que 11 millones de personas pagan por la Xbox Live Gold.

"Microsoft lo hizo simple, hace juegos en línea, luego hace que el jugador en línea vea películas y luego se sabe que va a ver televisión en internet. Fueron muy inteligentes", sostuvo.

David Cole, fundador de la firma de investigaciones DFC Intelligence, dijo que el reproductor Blu-ray de la PlayStation 3 amplía su atractivo, pero dijo que la gente aún está comprando principalmente consolas para juegos.

"Hay tantos dispositivos que se pueden usar para ver video o escuchar música, ¿ahora tengo que comprar un sistema de juegos para hacerlo?, y uno bastante caro", cuestionó.

Plataforma más amplia
Muchos decodificadores, junto a Apple TV de Apple, ofrecen películas y programas de televisión, pero los analistas dicen que los videojuegos les dan a las consolas una ventaja.

La Xbox 360 es la segunda consola de juegos en Estados Unidos, y las ventas están mostrando fortaleza en una economía difícil.

La PlayStation 3 está en tercer puesto y está luchando, pero Sony acaba de recortar sus precios a 299 dólares, y eso debería ayudar a impulsar las ventas.

La Wii de Nintendo es la consola más vendida.

Los analistas dicen que la Wii tiene una gran oportunidad de ofrecer más contenidos, dada su enorme base de clientes de familias y jugadores más casuales.

Pero Nintendo aún tiene que posicionar a la Wii como un centro de entretenimiento integral.

"El enfoque está realmente en los videojuegos", dijo Cammie Dunaway, vicepresidente ejecutiva de ventas y mercadeo de Nintendo para las Américas.

Fuente: Reuters